Photoblog del entorno mediterráneo

Entradas etiquetadas como “Estanque

Siempre nos quedará L´Estany de Cullera

«Tiempo, no vueles más. Que las horas propicias
interrumpan su curso.
¡Oh, dejadnos gozar de las breves delicias
de este día tan bello!

Alphonse de Lamartine. “El Lago”.

Existen lugares bendecidos por la magia y el encanto, parajes donde uno siente la presencia de algo que le reconcilia con el mundo y con la vida, y sin duda alguna L´Estany de Cullera es uno de ellos. Después de dos décadas de visitas a este pictórico enclave, puedo decir que siempre constituye para el invitado un auténtico bálsamo para el alma. Desde la hora dorada y pasando por las distintas fases del crepúsculo, convierte algunas veladas en un caleidoscopio de colores.

_DSC0208

Quizás será por los tonos y matices de la luz en los atardeceres, presididos por el telón de fondo de la Sierra de Corbera y el Macizo del Montdúver. Quizás por el adyacente Mediterráneo, que impregna los alrededores de su presencia. Quizás por el aroma del humedal y los ecos de los invariables aleteos de las aves acuáticas que, bien de paso o instaladas, hacen de este entorno su hábitat. O por qué no, en un plano más mundano, quizás serán las magníficas y generosas viandas, deliciosos arroces y pescados, que Salvador ofrece en su cercano restaurante y que le sensibilizan a uno el espíritu para comprender la belleza…

_DSC0174

El caso es que uno no se cansa de volver a visitar L´Estany año tras año y siempre se siente reconfortado y recompensado tras hacerlo, como puede comprobarse en algunas entradas anteriores, como L´Estany de Cullera o Crepúsculo Vespertino.

_DSC0186

En la última visita, mantuve una agradable conversación con un amable lugareño; me explicaba que hoy en día, la práctica de la pesca en el paraje ha ido menguando, probablemente debido a la menor abundancia de moradores de las aguas. Las barcas, sin embargo, bien en los embarcaderos o ancladas en medio del estanque, contemplan paciente e indolentemente el devenir del tiempo, ajenas a los cambios de costumbres, a modo de mudos testigos que dotan al paisaje de un cierto aire decadente.

_DSC0205

Me dice el simpático lugareño que algunas aves anidan en las barcas y que si no lo hacen más es por los problemas que encuentran para construir los nidos. Algunos pescadores se han percatado y les facilitan la tarea instalando algunos sencillos “accesorios”. Me comenta que es este un buen lugar para que las asociaciones ecologistas o estudiosas de las aves emprendan iniciativas; lanzo pues su mensaje en esta cibernética botella.

_DSC0206

Siempre nos quedará L´Estany… o al menos es la esperanza que albergo.

Anuncios